Fuente: Pixabay

mojitos

El mojito. La mejor manera de refrescarte en verano

¡Ha llegado el verano! Otro año más lo tenemos aquí y como cada año nos alcanza y golpea con fuerza, sufriendo las altas temperaturas clásicas de esta época estival. Llevamos dos semanas en las que el calor nos castigan con una media de treinta grados, y seguro que la cosa empeora.

¿Y cómo combatimos el verano y las infernales temperaturas? Lo cierto es que recurrimos a todo con tal de liberarnos del calor que en ocasiones llega a ser inhumano. Echamos mano los clásicos abanicos, ventiladores, nos vestimos con ropa ligera, los cada vez más protectores aires acondicionados, pasamos buenos y largos ratos debajo de una agradable ducha de agua fría… Todos estos métodos de combatir el bochorno están muy bien y suelen dar resultado, pero a mí el que más me gusta es disfrutar de unos apetitosos y refrescantes mojitos.

Qué queréis que os diga. Es la manera más divertida y diferente que conozco de mandar al infierno el calor veraniego y lo mejor de todo es que los puedes preparar de muy distintas maneras, congeniando sin ningún problema con los gustos de cada persona. Me gustan tanto los mojitos que voy a compartir con vosotros mis recetas preferidas de este gran cóctel. Tomad buena nota que voy a abrir la caja de los secretos. De todos los que os voy a presentar, os recomiendo el Mojito de Piña; es mi preferido 😉

Recetas de los mojitos más divertidos y diferentes…

Mojito cubano. El más elegante y el que más cuerpo tiene de todos los mojitos. Clásico y eterno, siempre dispuesto para las mejores ocasiones. Fácil de preparar y con un tacto especial y distinto. Ingredientes para preparar este mojito (1 vaso):

o 2 ramitas de menta o yerbabuena
o 2 cucharaditas de azúcar
o El zumo de 1 lima
o 45 ml (aproximadamente) de ron blanco
o Un poco de hielo picado o triturado
o Soda o agua con gas hasta llenar 2/3 del vaso

¿Y cómo lo preparamos?

• Cortamos las limas por la mitad. Vamos a utilizar el zumo para cada una de las bebidas que preparemos. Exprimimos las limas en un vaso.

• Añadimos 2 cucharaditas de azúcar y mezclamos bien.

• Agregamos las 2 ramitas de menta en el vaso, entera, con tallo y todo y estrujamos suavemente con una cuchara las ramas, lo suficiente para liberar los aceites esenciales de la menta.

• Ponemos el hielo picado dentro del vaso hasta la mitad más o menos.

• Añadimos la soda hasta llenar unos 2/3 del vaso.

• Llega la hora de verter el ron. Empezamos por la cantidad señalada, probamos y aumentamos dependiendo de la fuerza que deseemos tenga nuestro mojito.

• Se mezcla todo bien y decoramos con unas hojas de menta. Se puede tomar con pajita si se quiere.

Partiendo del mojito más clásico, podemos realizar las otras recetas de este cóctel…

Mojito de melón. Definitivamente, todos disfrutamos de una bebida fría en los días calurosos del verano, y el mojito de melón es una de ellas. Se trata de una receta rápida y fácil con la que elaborar este delicioso cóctel hecho con jugo de melón, limas, hojas de menta y adornada con semillas de granada para darle color y textura.

Mojito de sandía. Combinando el ron, el zumo de sandía, azúcar, menta y lima, conseguimos una bebida refrescante en una calurosa noche de verano. Aunque resultan perfectos en su receta tradicional gracias a la magia de la menta y el ron, si le añadimos el zumo de una sandía jugosa y dulce, se crea una mezcla afrutada y realmente agradable al paladar.

Sorbete de mojito. Si congelas el mojito y luego lo picas, obtienes un sorbete. De esta manera conseguimos transformar el cóctel clásico en un postre libre de grasa que es perfecto para las fiestas de verano y las barbacoas al aire libre.

Receta de mojito de fresa. Menta, zumo de lima, ron y un chorrito de soda o Sprite. ¿No hay nada mejor? Seguro que sí. Le damos una vuelta de tuerca a este cóctel clásico de sabor refrescante con cítricos y menta, y lo fusionamos con la dulzura de la fresas.

Mojito sin alcohol. El hecho de no beber alcohol, no significa que no puedas beber cócteles deliciosos, como el clásico mojito. Me encantan los mojitos sin alcohol, una maravillosa mezcla de lima y menta, rebosante de dulzura. Si no has probado esta versión sin alcohol, no sabes lo que te estás perdiendo.

Mojito con thermomix. ¿Que no tienes coctelera? No importa, puedes preparar un mojito con la thermomix también pica, bate y mezcla los ingredientes del mojito mejor que tus brazos. Nada como la thermomix para sacarle todo el jugo a las limas y triturar todos los ingredientes. Solo necesitas tres minutos para conseguir esta deliciosa bebida.

El mojito lo puedes tomar solo, disfrutando de tu película preferida o saboreando relajadamente la música que más te gusta, pero también lo puedes beber en compañía de tus mejores amigos contando y recordando las mejores anécdotas y situaciones de vuestras vidas. También es ideal para tomar en la cena degustando un delicioso plato de pescado como la dorada a la sal o una lubina salvaje.

Llegará septiembre y con él asomará el otoño. Volveremos a guardar la ropa de verano, apagar los aires acondicionados y guardar los ventiladores y nuestras duchas volverán a ser templadas, pero antes de que llegue este momento tendremos que vivir este verano y la mejor manera de hacerlo es acompañado de un siempre divertido mojito.

Un fuerte abrazo y nos vemos por La Mansión de las Ideas.

About the Author:

Parmelia
Parme: El nombre es en honor a mi abuela, que fue la que me inculcó el amor por los fogones. Para mí fue la mejor cocinera del mundo. ¡Te quiero, abuela!

Deje su comentario

*